Skoda Polar Gran Fondo Priorat 2016

Distancia: 96 km (84 km)

Desnivel: 3.500 m (2.200 m)

Dificultad: muy alta

Sitio de salida: Falset

 

La Skoda Gran Fondo Priorat, es la marcha cicloturista en BTT más bestia que te has marcado en el calendario. Tienes la marca colocada desde hace varios meses… y en lugar de prepararte con un plan de entreno específico, sigues con tus salidas habituales. ¿Error? Pues sí, ya que el cuerpo te dice basta a falta de 12 km de meta y 800 m de desnivel positivo.

 

El viernes vas hacia el Priorat con los compañeros de aventura para pasar la noche en Falset. El pueblo está completamente listo para que al día siguiente a las 8:30 se dé el pistoletazo de salida, se respira ambiente BTT total. Surgen nervios y dudas durante la cena, tanto para los que hacen el medio fondo (61 km) como para los que hacemos el gran fondo (sobretodo a nosotros).

 

Sábado 4 de junio, el gran día: està todo listo para arrancar y cada uno de nosotros se coloca en el cajón de salida que le corresponde. Los minutos previos al arranque suelen ser los peores…

Los primeros 20 km son muy rápidos, están pensados para rodar y estirar el grupo – excepto entre los kms 8 y 10 en que hay que bajar por un par de senderitos de uno en uno, hecho que provoca una larga cola, ya sea por el efecto embudo o por que hay ciclistas que prefieren bajarse de la bici… – llegas al km 35 con muy buenas sensaciones, sin embargo al ver el desvío para el medio fondo te planteas cogerlo y asegurar el tiro, ¡pero no! No has venido aquí a rendirte tan fácilmente.

Pocos km después empieza la primera gran subida de 7 km y 500 m de desnivel, seguida de una serie de subida y bajadas durante 10 km por la cresta del Montsant.

Después de 60 km empiezas a notar que las fuerzas flaquean y te desanima ver que caen cuatro gotas de lluvia, pero vas tirando de bajada con pensamientos agridulces – si hubieras cogido el desvío al medio fondo ya tendrías foto de finisher -. Y encuentras el avituallamiento más particular que verás jamás: ¡te tomas una copita de vino y un pedazo de queso! Vuelves a arrancar con fuerzas renovadas, más por los ánimos recibidos que por lo comido… o eso crees durante los 6 km que dura la bajada. Además, las nubes que amenazaban con lluvia se van y ¡dan paso a un radiante sol! ¡Todo vuelve a ponerse de cara!

Hasta que nuevamente te encuentras una subida de 4 km con 240 m de desnivel y recuerdas que estás jodido: llevas 6 horas pedaleando y el cuerpo empieza a decir basta. Pese a ello tiras para adelante hasta que, tras haberlo dado todo y subir un último puerto de 3 km con 230 m, llegas al último avituallamiento completamente fundido. Llevas rato pensando en que cuando llegaras sería el momento de parar, por unos instantes te pasa por la cabeza retomar la marcha e intentar llegar a meta. Pero no: momento de sensatez y decir basta. Momento en el que tu cuerpo está tan vacío de energía que es mejor dejarlo para llegar a casa sano y salvo. Momento en el que recuerdas las nubes de lluvia y deseas que no se hubieran ido nunca. Momento en el que te cagas en todo por no ser capaz de llegar hasta el final. Momento en el que te alegras de poner cabeza y decir basta. Momento de llamar al coche escoba (FanaticOlaf que hacía el medio fondo) y que te pase a recoger. Momento en el que reflexionas y piensas que nunca habías conseguido el hito de recorrer 84 km en BTT y subir más de 2.200m.

 

La Skoda Gran Fondo Priorat ha sido una aventura impresionante. Una aventura por la que deberías haberte preparado más y mejor. Queda la espina clavada para volver en otra edición y terminar-la, pero por ahora toca afrontar nuevos retos.

 

Y, por supuesto, ¡felicitar a todos los finisher tanto del Gran Fondo cómo del Medio Fondo!

 

Si eres uno de los que, junto a mí, has tomado la salida de la Skoda Gran Fondo Priorat y quieres explicar cómo ha ido la marcha, quieres dar tu opinión o tienes dudas deja un comentario aquí abajo. Y si te ha gustado te dejo la ruta en Wikiloc por si te animas, recuerda el like en Facebook y Twitter.

 

¡Nos vemos sobre pedales!

Deja un comentario